CCOO propone reorganizar el Servicio de Ayuda a Domicilio del sur de Madrid

GETAFE/Sociedad (25/03/2020) – La Unión Comarcal Sur de Comisiones Obreras (CCOO) de Madrid ha propuesto reorganizar el Servicio de Ayuda a Domicilio, en los ayuntamientos del sur de Madrid, para evitar contagios por coronavirus. La organización denuncia la falta de material para realizar el desempeño de las labores, con el fin de evitar posibles contagios entre las personas mayores y los trabajadores.

Desde la Unión Comarcal Sur de CCOO de Madrid proponen, a los ayuntamientos de los municipios de la zona sur, la apertura de un espacio de negociación (por vía telemática) donde abordar una reorganización del SAD municipal.  Además, el sindicato señalan que «este servicio municipal no atiende, salvo en casos excepcionales, a grandes dependientes, que son atendidos por la Comunidad de Madrid».

Recursos materiales

El Servicio de Ayuda a Domicilio (SAD) municipal tiene como objetivos «la atención de las necesidades esenciales de la población más vulnerable y garantizar la salud laboral de quienes trabajan, protegiendo frente a posibles contagios por Covid-19 tanto a las personas trabajadoras como a las beneficiarias del servicio». Sin embargo, CCOO manifiesta la escasez de Equipos de Protección Individual (EPIs) que «está dificultando la adecuada protección frente a posibles contagios por coronavirus», a pesar de que desde los ayuntamientos intentan mantener niveles de cobertura por encima de lo esencial.

Desde el servicio municipal aseguran que en este momento «en algunos municipios hasta un tercio de la plantilla está de baja o en aislamiento. Comienzan a detectarse casos entre las personas beneficiarias. Y se trabaja en muchos casos sin los equipos de protección adecuados, poniendo en riesgo la salud de las trabajadoras, la mayoría mujeres, y fomentando la propagación del virus».

Medidas para evitar el contagio

El sindicato manifiesta que es necesario reevaluar las necesidades de atención en los domicilios, además de evitar la suspensión de los contratos con las empresas adjudicatarias. A su vez, recuerdan que se trabaja con población vulnerable al contagio y que es necesario obtener los recursos necesarios de equipos de protección para evitar en la medida de lo posibles saturar el sistema sanitario público. Desde el Servicio de Atención a Domicilio (SAD) han establecido diferentes criterios a tener en cuenta:

  1. Valorar las necesidades reales en cada caso. De esta forma quieren asegurar que ninguna situación de verdadera vulnerabilidad se queda sin cubrir, pero procurando una reducción drástica en aquellos casos donde la atención domiciliaria pueda suspenderse temporalmente. El SAD manifiesta limitar la atención domiciliaria, excepto grados 3 de dependencia y 2 sin apoyo familiar que aseguran ser casos muy minoritarios.
  2. Reorganizar las tareas de la empresa y el personal hacia la asistencia telefónica, compra de primera necesidad y otras necesidades que pudieran determinarse.
  3. Evitar de la suspensión del contrato con la empresa, facilitando el mantenimiento de los puestos de trabajo.
  4. Recursos materiales. Evitar prestar servicio a domicilio sin los equipos de protección individuales (EPIs) recomendados por las autoridades sanitarias.
  5. Evitar en cualquier caso dar nuevas altas para sustituir las bajas voluntarias del servicio que se están produciendo por parte de las personas beneficiarias, excepto en casos valorados como de gran necesidad.

Redacción Getafe Capital

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.