Vuelve y juega la Púnica en Getafe

GETAFE/Palabra de concejal (23/10/2017) – Después de meses de estar paralizada la Comisión Especial de Investigación para el Estudio, Informe y seguimiento de la gestión sobre la relación y procesos administrativos con las empresas implicadas en la red corrupta denominada Operación Púnica, por fin la presidenta de dicho órgano, Sara Hernández Barroso, ha decidido convocarla para el día miércoles 25 de octubre en horas de la mañana. La reunión que se realizará en el salón de sesiones del Ayuntamiento y a la cual asistirán todo los partidos que integran la corporación municipal, tendrá como punto único la aprobación del nuevo calendario de sesiones. Este calendario tiene como propósito abordar el último bloque de la investigación, el cual versa sobre el Consorcio de Los Molinos-Buenavista, pues propio es recordar que ya la comisión abordó el estudio de los bloques de Waiter Music y Cofely respectivamente.

Este último segmento en el que nos adentraremos presagia un otoño más caliente de lo acostumbrado, si hay comparecientes, efectivamente, dado que un día sí y otro también la UCO, los jueces y los medios de información ponen de presente la manera de cómo operaba la Trama Púnica en el país y de modo especial en la Comunidad de Madrid. Obviamente, Getafe no escapa a esta presunta división criminal del trabajo de la que habla con mucha enjundia Francisco Granados y David Marjaliza, éste último célebre por señalar que durante la etapa socialista de Pedro Castro se pagaban al parecer jugosas comisiones a responsables políticos del Área de Urbanismo de Getafe que fluctuaban entre 5.000 y 6.000 euros por vivienda asignada. Sin duda, este es un señalamiento que reviste una singular preocupación y un inusitado interés. El abordarlo es una cuestión de sí o sí. Y ello para no hablar de los costosos regalos que presuntamente Marjaliza hacía llegar a esos mismos responsables políticos. Al respecto de cómo funcionaba el asunto de los regalos en la gloriosa época del urbanismo depredador en Getafe, propio es recordar que de ello ya nos hemos enterado por la comparecencia de Francisco Santos Vázquez en esta misma comisión. ¡Quedamos absortos!

La gravedad de lo señalado por Granados y Marjaliza cobrará importancia capital a la luz de las nuevas sesiones de la Comisión Púnica, como quiera que hay que recordar que en la conformación del Consorcio de Los Molinos–Buenavista la entonces empresa Arpegio —hoy nuevo Arpegio— tenía el 60% de las acciones de dicho consorcio y el 40% restante el Ayuntamiento de Getafe. Es claro que este consorcio se creó con el propósito de construir 12.200 viviendas, al menos el 80% de las cuales debían ser de naturaleza protegida.

Construir un relato político y no jurídico ni legal acerca de estos hechos, es un deber que nos asiste como representantes de sectores de la ciudadanía que esperan que quienes tenemos cargo de representación actuemos con decoro y ética pública en todo momento y lugar. Desde Ahora Getafe anunciamos que quizá con lo que nos encontremos es con comparecientes que no se harán presente en la comisión como quiera que el tema del Consorcio de Los Molinos –Buenavista tiene mucha tela de donde cortar y nadie o muy pocos van a querer asistir. Esperamos equivocarnos. La Comisión Púnica goza de salud, está moribunda.

Redacción Getafe Capital



1 Comment

  1. Gorgonio IV

    23 octubre, 2017 at 20:49

    Bienvenida la transparencia. También en Ahora Getafe. ¡Ah, perdón, ahí no!