Perros doblemente abandonados

hacinamientoperrera_may2014El Centro de Protección Animal de Getafe está al límite. Los que se acercan hasta allí pueden comprobar el hacinamiento de los perros, algunos de ellos esperando infructuosamente que el veterinario les atienda. Pueden pasar semanas. El olor se pega a la ropa, aunque ni siquiera se toque a los animales: hay cerca de un centenar de canes en una instalación que se calcula que tiene una capacidad para 65 perros adultos.

perrosperrera_may2014

Perros esperando a ser atendidos

Los trabajadores están desbordados. No dan abasto. Desde 2011 es LYMA la que se encarga del cuidado de los animales que llegan a este centro de protección animal, que prometía solucionar los problemas de la antigua instalación, obsoleta y antigua, pero que ahora se enfrenta a plagas de pulgas y garrapatas, pero también a perros peligrosos con los que es complicado lidiar, sobre todo si no se tiene la formación adecuada. Además, desde que se conoció un caso de rabia en humanos el año pasado, el miedo aumenta. Los perros se pelean y en muchas ocasiones tardan en ser atendidos por el veterinario.

LYMA atiende a los perros en horario de mañana. De lunes a viernes hasta las tres. Los fines de semana ceden la competencia de limpiar los cheniles y alimentar a los perros a la vecina Asociación Hydra, que se encarga también de la recogida de animales y de las adopciones.

El PSOE visitará este centro el próximo 15 de mayo, fecha en la que el Gobierno ha autorizado que se acerquen al centro. «La ha demorado suponemos que para poder realizar las actuaciones necesarias para solventar estos problemas antes de nuestra visita».

Según ha sabido el PSOE, «existe una falta de atención veterinaria a los perros y gatos enfermos, una absoluta falta de limpieza, los animales se encuentran hacinados y hay una falta de seguridad en las jaulas y cheniles que hacen que los animales se puedan escapar, además hay una falta de desinsectación y desinfección de las instalaciones. Incluso se pueden observar animales con heridas abiertas que carecen claramente de cualquier tipo de tratamiento por personal sanitario».

Raquel González - Directora Grupo Capital

3 Comments