Lorenzo Silva: «Tenemos una infraestructura deportiva gigante y no tenemos una bibilioteca pública»

«Tenemos una infraestructura deportiva descomunal y no tenemos una bibilioteca pública». Lorenzo Silva matiza las alusiones que recibió por parte del alcalde Juan Soler sobre la reivindicación de que su barrio, Getafe Norte, cuente con esta necesaria infraestructura cultural reclamada por los vecinos durante tantos años. Pero la Casa Regional de Castilla y León no es la diana de su críticas: «Si para vestir a un santo, hay que desvestir a otro… yo creo que hay otros santos a los que desvestir». Las casas regionales no se pueden oponer «como el estorbo para que haya bibliotecas. Otra cosa es si tienen espacio libre y ocioso para poder convivir», pero su voluntad «no es sacrificar lo uno a lo otro; ni lo comparto en general ni menos aún con la casa de Castilla y León, teniendo raíces castellanoleonesas», asegura el premio Planeta.

Sí asegura que quizá «se podía haber racionalizado la inversión en casas regionales, aunque también son una manifestación cultural relevante». Pero no se plantear el asunto como «una guerra entre casas regionales y bibliotecas». Al menos no por su parte. «Yo he repetido en numerosas ocasiones, no solo verbalmente sino también por escrito, incluso en algún periódico deportivo, que mi barrio cuenta con una infraestructura deportiva descomunal que también he pagado yo y no hay una biblioteca».

En su blog escribía en octubre de 2013:
«También hice notar que al cabo de los años, vuelvo a vivir en un barrio sin biblioteca, Getafe Norte, donde los terrenos que todos los que allí compramos un piso cedimos para equipamientos comunitarios fueron destinados en su mayor parte a un gran estadio de fútbol que utiliza en exclusiva una sociedad anónima con ánimo de lucro para la explotación de un negocio que no es de mi interés, como sí lo sería que mis hijos pudieran tener una biblioteca próxima a la que acudir y donde aprender el amor por los libros de manos de quien mejor sabe inculcarlo: un bibliotecario.
La imagen me parece gráfica, porque a veces cuando uno dice que los recursos públicos que no hay para la cultura o la educación van, entre otras cosas de dudoso interés público, al fútbol privado, lo acusan de demagogo. Mi barrio refleja esta incómoda y deplorable verdad en el sentido más concreto y literal».
 
En 2006 participaba en un encuentro virtual en elmundo.es
Hola Lorenzo ¿Como puede ser que tengamos un equipo en Primera División y casi no haya librerias, o en las que hay solo se vean los libros de moda porque son más papelerías que librerías? ¿En que librerias compra libros? En el norte de la ciudad estamos aislados, tanto de librerias como de bibliotecas 😉 Gracias. Un saludo.
«Ojalá te lea el alcalde de Getafe, tu ciudad y la mía, para los que no capten la alusión. El escarnio es mayor si se piensa que el estadio está levantado sobre los terrenos destinados a equipamientos comunitarios de un barrio que no tiene biblioteca (y que además es el mío, o sea que cada vez que lo veo veo que un trozo del suelo se lo pagué yo). Espero que alguien se ponga colorado y gracias por darme la oportunidad de denunciarlo, una vez más. Aunque siempre habrá a quien le parezca bien: el que grita en el estadio, con un poco de suerte, acaba perdiendo la funesta manía de pensar».

 

 

Raquel González - Directora Grupo Capital