¿Por qué cambiar una bañera por un plato de ducha? - GetafeCapital.com

¿Por qué cambiar una bañera por un plato de ducha?

GETAFE/Varios (26/03/2021) – Hay muchos estilos, formas, colores y  diseños de baño alrededor del mundo. Algunos son fanáticos de los  grifos, otros de las duchas, otros de las bañeras y para cada quien hay un diseño perfecto.

Pero y qué si quieres cambiar radicalmente el estilo de tu baño y te quedas sin ideas, ¿te has pensado en cambiar la bañera por plato de ducha? Si aún no lo has hecho, quizás deberías, ya que representa muchos beneficios que antes no podías siquiera pensar.

Aquí te presentamos algunas de las razones más destacadas por las cuales un plato de ducha podría ser una mejor idea que una bañera común:

1. Mayor seguridad al entrar y salir de ducharse

Una de las mayores causas de  accidente en las duchas es que las bañeras resultan complicadas para  salir y entrar, tienden a ser la causa de accidentes debido a que sus materiales son suaves y tienden a ser resbalantes.

En este sentido, un plato de ducha es totalmente seguro, ya que su forma es uniforme.  Te encontrarás parado en un suelo anti resbalante, sin superficies  peligrosas y sin la necesidad de salir levantándote de dentro. Esto  junto a sus paredes y posibles espacios para agarrarte mientras sales  reducirán mucho el riesgo de caídas y accidentes.

2. Menor gasto de agua y recursos

Llenar una bañera no es cualquier  cosa, de hecho, es una de las costumbres que más ha gastado agua durante  años, dado que luego de finalizar simplemente la vacías sin más.  Teniendo un plato de ducha podrás controlar mejor el agua y los recursos usados para asearte, reduciendo drásticamente el gasto en tus servicios y facturas.

3. Disminución en la necesidad de mantenimiento

Una bañera sin mantenimiento puede  convertirse rápidamente en un foco insalubre de enfermedades, mohos,  bacterias y más. En este sentido, los platos de ducha no requieren tanto  mantenimiento ni esfuerzo, de hecho, cuentan con su propio desagüe, tampoco tienden a empozar el agua así que no tienen depósitos de humedad en su estructura.

4. Más espacio para ducharte

Si bien darse una larga ducha recostado en la bañera con velas aromáticas y esencias es realmente cómodo, también es poco real.

Cuando vives un estilo de vida  dinámico, no tienes demasiado tiempo para ducharte y una bañera puede  restarte practicidad y espacio para hacerlo. Por esa razón es mejor un  plato para ducha, donde puedes entrar, ducharte y salir rápidamente con total libertad y suficiente espacio para hacerlo de forma práctica y sin lastimarte.

5. Sensación de ligereza en el espacio

Las bañeras ocupan mucho espacio del  baño, por lo que retirarlas y colocar un plato de ducha representará un  cambio inmediato en cómo luce la habitación. De hecho, la hará lucir más grande, ligera y espaciosa.

6. Elegancia y modernismo

Los platos de ducha ofrecen un estilo totalmente moderno a los baños, ya que te da la sensación de que estás en un sitio mucho más elegante, cercano al futuro y con un aspecto sobrio que te encantará no solo a la vista sino con el uso.

Redacción Getafe Capital

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.